· 

El agradecimiento, un ejercicio más profundo de lo que se cree

"Levántate y agradece por un día más de vida". Así pensaba yo que mi práctica de agradecimiento estaba completa. Sin embargo cosas que han pasado estas semanas, hicieron que profundice en este tema.

 

Agradecer es un acto de gratitud, humildad y aceptación (que no es lo mismo que resignación), y estos 3 componentes hacen que practicarlo sea tan importante.

 

Agradecer no se queda simplemente en la gratitud de poder respirar (cosa muy importante también)

Sino en practicar la humildad de reconocer que todo lo que se nos da ( aunque no lo entendamos a la primera) es una oportunidad de entrenar nuestra actitud y consciencia, en reconocer que no todos tienen el privilegio de salir del modo automático del día a día.

 

Mezclando al final ese reconocimiento con la aceptación, dejándonos claro que lo que nos ha llegado, es justamente la lecct necesaria para ese momento ( cosa más fácil de decir que de practicar) ya que a veces incomprensiblemente esas situaciones nos hacen dar el paso al cambio necesario para acercarnos más a ese yo deseado.

 

Agradecer es la forma más completa de mantener la motivación de nuestros sueños.

 

Dedicado a la memoria de Daniela Narváez (1993 - 2019)

 

Mar Ugalde